Gerardo Valencia Cano, Profeta y mártir de América Latina

Profeta de América Latina

Mons. Gerardo Valencia Cano

Nació en Santo Domingo, Antioquia, 26 de agosto de 1917. Se ordenó como sacerdote misionero en el Instituto de Misiones Extranjeras de Yarumal, el 29 de noviembre de 1942. En 1943 fue nombrado como profesor del Seminario de Misiones de Yarumal y luego realizó estudios en Bogotá. En 1949 fue nombrado Prefecto Apostólico del Vaupés, donde ejerció por más de tres años. El 24 de mayo de 1953 fue consagrado como el Vicario Apostólico de Buenaventura, donde ejerció su ministerio episcopal hasta su muerte ocurrida el 21 de enero de 1972. Entre 1956 y 1959 fue además Superior General de los Misioneros Javerianos de Yarumal.

Entre 1962 y 1965 participó en las deliberaciones del Concilio Ecuménico Vaticano II. En 1966 fue designado como presidente del Centro Antropológico Colombiano de Misiones, en revista Ethnia escribió habitualmente. Fue nombrado además presidente de la Comisión de Misiones del Congreso Eucarístico Internacional y como tal organizó el Primer Encuentro Continental de Misiones de América Latina en Melgar (Tolima) en el cual propuso el desarrollo de una pastoral para los afrolatinoamericanos.

En agosto de 1968 fue un activo participante de la II Conferencia General del Episcopado Latinoamericano, en Medellín. Allá­ expresó que:

se impone un cambio de estructuras, pero no se debe acudir a la violencia armada y sangrienta que multiplica los problemas humanos, ni a la violencia pasiva inherente a las estructuras actuales que deben ser modificadas

Obras

Como Vicario de Buenaventura priorizó la educación popular y fundó la Escuela de Artes y Oficios San José (1956), hoy “Instituto Técnico Industrial Gerardo Valencia Cano”); el Orfanato San Vicente de Paúl (1959); la Normal Superior Juan Ladrilleros (1960); el Hogar Jesús Adolescente (1961, para niños de la calle); la Escuela de Artesanías del Pacífico (1966); la Normal Práctica Popular (1972) y el Instituto Matía Mulumba (1972) para el desarrollo de comunidades autosuficientes en el Pacífico.

El  26 de agosto de 2016, celebramos el inicio del centenario de su nacimiento que celebraremos en el 2017.Durante este año estaremos exaltando su memoria, su compromiso por los más pobres, su profunda vocación misionera, su fe a toda prueba y su profetismo que traspasó las fronteras de Buenaventura, puerto al que amó profundamente como queda reflejado en los apuntes de su diario personal.

6 pensamientos sobre “Gerardo Valencia Cano, Profeta y mártir de América Latina

  1. Jaime Alirio Zuluaga Arcila

    Lo conocí personalmente en Buenaventura, doy testimonio de su humildad y votos de pobreza.

    Lo vi recorriendo las empantanadas calles de ese bello puerto con su sotana caqui y sin mas atuendos que su sonrisa franca y sus manos llenas de bendiciones para los mas pobres y marginados.

    Estudié en la escuela de artes y oficios San José entre los años de 1962 y 1968, cuando su rector era otro ilustre misionero de Yarumal, el Pbro Gilberto Gil Yepez.

    Mi familia recibió grandes beneficios espirituales a través de sus sabios consejos.

    Buenaventura lo recuerda con cariño por sus obras y su Santidad, y en especial, por su amor a los pobres y marginados a quienes siempre defendió.

  2. mari gerlin

    nunca mas emos tenido en colombia un obisco mejor que monsenor gerardo valencia cano, tan humanitario y con un gran corazon por la causa del pueblo que descance en paz.

  3. Eva Rosana Mosquera Nieva

    Lástima que mentes y corazones como los de Moncho terminen acallados. Para nadie es un secreto que fue asesinado por defender a los más necesitados. Recuerdo su carisma y valor para defender las causas de los más necesitados. Necesitamos más Gerardos. Más seres humanos, verdaderos pastores.

  4. Luis hernando torres

    Los que conocimos a monseñor Valencia Cano, y que compartimos completa y totalmente sus ideales como misionero, hombre profetico, hombre de fe, hombre sin apegos, salvo su deseo inmenso de servir a los pobres,nos recuerda ha nuestro Papa Francisco, con el cual, tiene muchasssss coincidenciasssss.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *